Header Ads

Doscientas gaseosas a nombre del Cacique de la Junta

La invitación del Cacique

Una sencilla historia de corazón grande, cuando tenia 4 años en el año 1991, El Cacique de la Junta Diomedes Díaz llego donde un vecino de mi casa en Valledupar que trabajaba para el, recuerdo que todos en el barrio Garupal en la segunda etapa nos alegramos tanto que le pedíamos autógrafos y el con ese carisma que lo caracteriza se tomo foto con algunos (En esa época era poco el uso de cámaras).

Muy amable Diomedes Díaz se sentó en la terraza de la casa a firmar muchos autógrafos y de la emoción mando a comprar gaseosa para todos los que estábamos en la calle, que sin exagerar éramos mas de 200 personas, la tienda de mi cuadra le repartió a todos hasta que se agotaron y todo a nombre del Cacique de la Junta. Recuerdo ese momento de mi infancia con gran admiración, no solo a un cantante sino un gran ser humano sencillo y de noble corazón, Dios te bendiga Diomedes. Atentamente: Karen Morelo Twitter @KarenMorelo