Header Ads

El último bastión de la dinastía de Diomedes Díaz


Entre los casi 30 hijos que tuvo Diomedes Díaz, dos estaban destinados a perpetuar el legado de uno de los cantantes vallenatos más importantes de la música colombiana: Martín Elías y Rafael Santos.

Ahora, tras la muerte de Martín Elías en un accidente de tránsito en las carreteras de Sucre, Rafael tendrá que tomar él solo las riendas de la dinastía Díaz y demostrar por qué lo llaman El Turpial desde que empezó su carrera musical.

Rafael Santos Díaz Acosta es hijo del matrimonio entre Diomedes Díaz y Patricia Isabel Acosta, al igual que lo era Martín Elías. Nació en Valledupar el 24 de octubre de 1979 -tiene 37 años- y empezó a cantar 1998, con el álbum Para la historia.

Rafael creció de tarima en tarima, en medio de las presentaciones musicales de su padre y otros cantantes vallenatos. Además, fue la inspiración de Diomedes en canciones como Mi muchacho y Mi primera cana.

En su carrera musical, Rafael Santos se ha topado con acordeoneros de la talla de Alvarito López, Iván Zuleta y Gabriel ‘El Chiche’ Maestre.

Además, también se ensayó como actor de televisión interpretando a Dionisio Maestre, un personaje basado en Diomedes Díaz, en la telenovela de 2012 Rafael Orozco, el ídolo. Un año después interpretó el papel del jugador de fútbol Iván René Valenciano en la telenovela La selección.

El peso del apellido Díaz

El legado con el que tendrá que cargar Rafael Santos es enorme.

Su padre, Diomedes Díaz, vendió más de 20 millones de discos a lo largo de su carrera, por lo que ganó discos de oro, platino y diamante.

En 2010, Diomedes ganó un Grammy Latino en la categoría cumbia/vallenato, galardón al que estuvo nominado cuatro veces. También ganó dos Congos de Oro del Festival de Orquestas del Carnaval de Barranquilla.