Martín Elías, un terremoto que aún retumba


A un año de la muerte del artista vallenato, familiares y “martinistas” programaron hoy distintos actos que homenajean su legado.

Los vallenatos, amigos, familiares y seguidores aún no se reponen de la muerte del cantante Martín Elías Díaz Acosta, ocurrida el 14 de abril de 2017 en un accidente de tránsito en carreteras de Sucre. En un abrir y cerrar de ojos ha transcurrido un año y por eso hoy su fanaticada se prepara para tributar al denominado ‘Terremoto del Vallenato’, el fenómeno que aún después de su ausencia física sigue estremeciendo este género musical.

“Hemos llorado mucho por la pérdida de un artista joven, tan lleno de vida, que en su corta carrera le aportó mucho al folclor; hoy estaremos acompañándolo en su tumba, Martín Elías sigue vivo, lo recordamos con sus canciones”, dijo Miguel Ángel Mendoza, uno de los miles de ‘Martinistas’ en Valledupar.

Y como él serán muchos los que se sumen a los actos conmemorativos en el primer aniversario del fallecimiento de Martín Elías, organizados por su familia, la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata y la Alcaldía de la capital del Cesar.

A las 9:00 a.m., Los Niños del Vallenato, de la escuela ‘Rafael Escalona’, ofrecerán frente a su tumba en el cementerio Jardines del Ecce-Homo un sentido homenaje. Los pequeños músicos de la academia de la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata interpretarán varias de las canciones del artista y también le llevarán una ofrenda floral a su tumba.

En el lugar, donde se espera una inmensa romería de seguidores, el pastor Luis Coronado García, de la Comunidad Cristiana Adoremos, elevará una oración al Altísimo por el eterno descanso del ‘Gran Martín Elías’.

“A sus 26 años, Martín Elías, hijo de Diomedes Díaz y Patricia Acosta, partió de la vida dejando un legado imborrable dentro del folclor vallenato y la mayor tristeza a sus familiares, fanaticada, amigos y músicos de su conjunto”, dijo Rodolfo Molina, presidente de la Fundación.

Rafael Santos, hermano mayor de Martín, también le ofrecerá una serenata con el tema En un abrir y cerrar de ojos a las 11 de la mañana.

A lo largo del día se realizarán 10 misas por la memoria y descanso eterno del artista en Valledupar, Barranquilla y Bogotá, siendo la principal a las 4:00 p.m. en la Iglesia Inmaculada Concepción, en la plaza Alfonso López de la capital del Cesar. En Barranquilla a las 5:00 p.m. se cumplirá la eucaristía en la iglesia Santa Laura, en el centro comercial Blue Gardens.

Escultura en su honor
Martín Elías fue uno de los hijos más apegados a Diomedes Díaz. Y así como fue sepultado cerca de la tumba de su padre, una escultura del artista Jhon Peñaloza, en homenaje al joven cantante, estará junto a la del Cacique de La Junta en la glorieta de Los Juglares, en inmediaciones del balneario Hurtado de Valledupar.

La obra será desvelada hoy por el alcalde Augusto Ramírez a las 5:00 p.m. y estará de pie, al lado de la de Diomedes que se encuentra sentado, y que se ha convertido en un importante atractivo turístico.

“La historia más bonita”

La viuda de Martín Elías, Dayana Jaimes, en diálogo con EL HERALDO contó que estos últimos 12 meses han sido de muchas enseñanzas. “Tengo que agradecerle a Dios por haberme dado la bendición y la oportunidad de compartir seis años con ese ser tan maravilloso, ese ser que vino al mundo a dejar una huella imborrable en el corazón de todas las personas que lo escucharon, que lo conocieron”, dijo.

Agregó que Martín Elías “dejó un vacío inmenso con su inesperada partida”. “Es algo que he tratado de ir asimilando, pienso que él nos dejó un legado de humildad y nobleza, es alguien que jamás podremos olvidar; personalmente es la historia más bonita que tuve en la vida, me dejó un tesoro, un regalo, una parte de él en Paula (su hija), y pues este año lo que he tratado de hacer es mantener la mente ocupada, estoy haciendo una maestría de Desarrollo Social en Barranquilla, voy para segundo semestre, y gracias a Dios estoy trabajando, ejerciendo mi profesión como comunicadora social en la Secretaría de Educación de la Gobernación del Cesar”.

Dayana Jaimes destacó de Martín sus jocosidades. “A veces estoy acostada y me acuerdo que era burlón, le gustaba imitar a las demás personas, en ocasiones hablaba como su papá, en otras imitaba a su mamá, a Rolando Ochoa, lo hacía igualito, hasta me imitaba a mí, son cosas que me causan risa, como cuando estaba en vida, siempre me sacaba una sonrisa”, puntualizó.

La ausencia familiar

Rafael Santos, Diomedes de Jesús y Luis Ángel, hermanos de padre y madre de Martín Elías, siguen lamentando la pérdida de su familiar. “Hace falta el hermano, el hijo, el padre, pero especialmente el amigo, solo los que pudimos compartir de cerca con él sabemos el ser tan especial que era”, dijo Rafael Santos.

Diomedes de Jesús precisó que “extraño” todo lo de su “hermanito”. “Ese muchacho adonde llegaba le gustaba ayudar mucho a las personas, era excepcional en todo sentido, complació a mi mamá, le dio casa, carro; se extraña a ese hombre sencillo y alegre. Imagino que sus seguidores sienten esa ausencia”.

Por su parte, Luis Ángel Díaz sostuvo que “siempre hace falta Martín”. “Nosotros éramos uña y mugre, nos alcahueteábamos todo y extraño mucho la mamadera de gallo, porque nosotros éramos los menores y hacíamos travesuras”.

‘Lucero espiritual’

Cuando Martín Elías salió de Coveñas, luego de cumplir con la que sería su última presentación musical, puso a sonar en la camioneta en la que se desplazaba una memoria con canciones interpretadas en caseta por su padre, Diomedes Díaz; y justo al momento del accidente los parlantes del vehículo amplificaban Lucero espiritual, de la autoría de Juancho Polo Valencia.

El relato lo hizo su amigo Diomedes Rafael ‘el Pichón’ Rico, quien iba con Martín Elías cuando se produjo el fatídico suceso. “A Martín le acababan de entregar una memoria con música de su papá en caseta, decía que le gustaba mucho escucharlo en vivo porque salía con sus jocosidades; iba sonando Lucero Espiritual en un lanzamiento que hizo Diomedes en Barranquilla y dijo que la canción estaba bien tocada”.

“Previo al accidente, él llevaba una almohada abrazada y nos íbamos repartiendo de la nevera del carro algunas gaseosas, él no iba viendo la carretera, de repente sentimos las volteretas. De ahí no recuerdo más porque duré varios días inconsciente”, dijo Rico.

La amistad de Rico y el hijo menor del Cacique de La Junta con Patricia Acosta surgió desde niños. “Mi papá (Rafael Rico) era muy amigo de Diomedes, ambos oriundos de La Junta (La Guajira), al punto que me bautizó como Diomedes Rafael, y Martín me mamaba gallo con eso porque yo le ocultaba a la gente que me llamaba Diomedes. La afinidad de Martín conmigo viene por ese lado”, recuerda.

Diomedes Rafael Rico sostuvo que empezó a trabajar con Martín Elías con el lanzamiento de su primer CD en 2007, Una nueva historia. Sus funciones eran la de su mánager personal. “Debía estar pendiente de su ropa, de su habitación, me pedía que lo acompañara a las entrevistas, él me quería mucho porque compartimos momentos difíciles y bonitos, siento que le demostré firmeza”.

Rico dice que no sabe si Martín Elías presentía su muerte; pero afirmó que poco antes del siniestro se sentía raro, como ido y triste. “Antes de subir a la tarima en Coveñas me dijo que se sentía mal, decía que le quería dar fiebre, le respondí que de pronto era porque estuvo metido mucho tiempo en la piscina del hotel en Cartagena”.

‘El Pichón’ Rico recordó que “cuando llegamos todavía no era el turno y nos quedamos en una estación de servicio descansando, luego subió a la tarima y se bajó como a las 6 de la mañana”, de ahí emprendieron el regreso, que terminó siendo para Martín Elías su último viaje.

Dos temas inéditos

Guillermo Mazorra, gerente regional de Sony Music, confirmó a este medio, que el cantante vallenato Martín Elías dejó dos canciones inéditas grabadas de la autoría de Omar Geles.

Precisó que se prepara el lanzamiento de una producción con estas obras en una fecha por definir, como una manera de seguir rindiéndole homenaje.

“Tenemos un par de canciones, pero la idea es lanzarlas en otro momento no aprovechando el aniversario, porque estas son fechas de dolor, de acompañamiento a la familia, es respetar también a los fans. Son dos canciones inéditas de Omar Geles, y apenas tengamos todo listo pensamos en el lanzamiento”, precisó.

Sostuvo que con el CD Sin límites que dejó grabado Martín Elías y que salió al mercado dos meses después del fatal suceso, las ventas se dispararon, al punto que a comienzos de noviembre pasado la compañía le entregó tres discos de Platino al acordeonero Rolando Ochoa, excompañero de Martín Elías; a la viuda del artista, Dayana Jaimes, al mánager JuanK Vega y a la familia del artista, por más de 60.000 copias vendidas. 

Ventas disparadas

En el comercio informal de Valledupar, los videos y producciones de Martín Elías aumentaron considerablemente. De esto dan cuenta los comerciantes quienes indican que a un año de la muerte del artista, sus seguidores siguen buscando las producciones y parrandas del hijo menor de Diomedes y Patricia Acosta. Luis Guillermo Castro Villalba, es uno de los vendedores de CD y videos en la galería popular. Dice que “las ventas han evolucionado bastante, y ahora más con el primer aniversario de la muerte de Martín Elías, llega gente de todas las edades buscando su discografía, sus videos, uno de los más solicitados es el de su última presentación en Coveñas”.

Vía sigue igual de mala

El paso por Aguas Negras, el corregimiento de San Onofre donde el cantautor Martín Elías Díaz Acosta se accidentó hace un año y posteriormente falleció, sigue estando muy deteriorado en su malla vial.

En razón a ello los límites de velocidad en esa zona, que es una recta muy extensa, no deben ser superiores a los 50 kilómetros por hora, y así lo indican las señales informativas que no habrían sido tenidas en cuenta por el conductor Armando León Quintero Ponce, quien según lo revelado por la Fiscalía Quinta Seccional de Sincelejo conducía por esa zona a una velocidad de 158 kilómetros por hora.

Las razones que tuvo para ello la mañana de ese Viernes Santo no se conocen porque en la audiencia de acusación por homicidio culposo se abstuvo de hablar. Su esposa, la única persona que además de su abogado lo acompañó a la diligencia judicial celebrada en Sincelejo hace cuatro días aseguró que este hecho (el accidente y muerte de Martín Elías) les cambió su vida porque la ciudadanía lo señala, al punto que evitan salir y por ello se sienten presos en su propia casa.

El conductor, que había empezado a ejercer esa función hacía pocos días con Martín Elías, podría enfrentar una nueva imputación de cargos por el delito de lesiones personales culposas en la que las víctimas son los otros dos ocupantes de la camioneta Toyota Land Cruiser de color blanco, modelo 2016 y de placas IWQ-913.

El Heraldo